La ingeniería de software es una disciplina formada por un conjunto de métodos, herramientas y técnicas que se utilizan en el desarrollo de programas informáticos, más conocidos como softwares.

Para nosotros, este servicio trasciende a la programación, que es la base para crear una aplicación. La ingeniería de software engloba toda la gestión de un proyecto. Desde el análisis previo de la situación, el planteamiento del diseño hasta su implementación, pasando por las pruebas recurrentes para su correcto funcionamiento. Podríamos decir que la ingeniería del software es el continente donde se aloja el contenido, que sería el software en sí.

Etapas de la Ingeniería de Software

Dentro de la ingeniería de software entendemos que también se encuentra todo el proceso de elaboración del software, que se denomina ciclo de vida. Está formado por cuatro etapas:

  • Concepción. En esta primera fase se desarrolla el modelo de negocio. Es decir, conocemos las necesidades que debe de tener un software y empezamos a buscar las herramientas para cubrirlas.
  • Elaboración. Se detalla las características de la estructura del software.
  • Construcción. Tal y como su nombre indica en este paso empezamos a elaborar de forma tangible todo aquello que, de momento, solo hemos plasmado en forma de ideas.
  • Transición. Es el momento de la implementación y el desarrollo para los clientes o usuarios. Deben tener tiempo para familiarizarse con el nuevo software.

Una vez se realiza todo este ciclo, entramos en otra fase conocida como mantenimiento. Es una de las etapas más importantes ya que se solucionan los problemas o errores que puedan surgir durante su implementación y también su posterior puesta en marcha. Además, se incorporan actualizaciones teniendo en cuenta los requisitos del cliente con el objetivo de que puedan cumplir la mayor cantidad de tareas.

Relacionado con la ingeniería de software también se encuentra la arquitectura de sistemas. Consiste en la esquematización de la estructura general del proyecto a desarrollar. El objetivo de conocer el esqueleto del software es tener la capacidad de señalar y conocer cuáles son los componentes que son necesarios para llevar a cabo el desarrollo.

Hay que tener en cuenta que existen dos tipos de softwares. Por un lado, destacamos el estándar, más generalista y que se puede adaptar a varios modelos de negocio. Mientras que por el otro lado, tenemos el personalizado. Se trata de un tipo de software que se desarrolla para el uso exclusivo de un cliente. Se diseña a su imagen y semejanza, por lo que es lógico que solamente sirve para esa empresa, ya que se adapta a las necesidades y características de la compañía que ha solicitado diseñarlo. A pesar de estas diferencias clave todos los softwares presentan tres elementos que lo caracterizan: Programas y/o algoritmos, Estructura de datos y Documentos.

Objetivos de la Ingeniería de Software

La ingeniería de software cubre un marco muy amplio. Hay que entender esto como la posibilidad de que enmarque varios objetivos a tener en cuenta cuando queremos implementar u optar por un servicio de ingeniería de software:

  • Diseño de programas informáticos adaptados a las necesidades y exigencias de los clientes.
  • Solucionar problemas de programación.
  • Estar presente en todas las fases del ciclo de vida de un producto.
  • Contabilizar los costes de un proyecto y evaluar los tiempos de desarrollo.
  • Realizar el seguimiento del presupuesto y cumplir los plazos de entrega.
  • Liderar equipos de trabajo de desarrollo de software.
  • Estructurar la elaboración de evidencias que comprueben el perfecto funcionamiento de los programas y que se adaptan a los requerimientos de análisis y diseño.
  • Diseñar, construir y administrar bases de datos.
  • Liderar y orientar a los programadores durante el desarrollo de aplicaciones.
  • Incluir procesos de calidad en los sistemas, calculando métricas e indicadores y chequeando la calidad del software producido.
  • Estructurar e inspeccionar el trabajo del equipo ya sea el grupo de técnicos de mantenimiento o el grupo de ingenieros de sistemas y redes.

No siempre una ingeniería de software debe enfocarse a todos estos objetivos. Es decir, se dirigen hacia la consecución de algunos de ellos, pero no necesariamente a todos, ya que las empresas que contratan este servicio no requieren el mismo tipo de proyecto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *