Portada de la entrada de Teknei "Las claves de las empresas data driven"

En el día a día de las empresas, es necesario tomar decisiones continuamente, muchas estratégicas y determinantes. Un método que cada vez tiene mayor relevancia, debido a su eficacia, es basarse en datos, lo que se conoce como data driven. Esto permite a las empresas examinar y organizar sus datos con el objetivo de entender mejor su negocio y a su público, tomando acciones acertadas.

En definitiva, en entornos cada vez más digitales, es importante actualizar y optimizar todos los ámbitos, también la toma de decisiones. A continuación, te explicamos las características que reúnen las empresas data driven y cuáles son sus beneficios.

Transformar datos en información útil para los negocios

Esto es posible implantando metodologías y herramientas tecnológicas que gestionan el ciclo de vida del dato completo de forma automática, como la Inteligencia Artificial o la RPA. La transformación digital se enfoca a dar cada vez mayor prioridad a los datos y esto se basa en tres pilares fundamentales: la tecnología, las personas y la estrategia.

¿Qué significa ser una empresa data driven?

Son aquellas que emplean los datos como base de sus procesos de trabajo y toma de decisiones, con el fin de obtener mejores resultados. Para que esto sea posible, son necesarias las siguientes características:

  • Emplear herramientas tecnológicas para tratar la información. Las tecnologías de la información son indispensables hoy en día.
  • Capacidad de tomar decisiones rápidas y óptimas.
  • Comunicación directa entre empresa y empleados.
  • Contar con una política de analítica de datos bien estructurada.

La tecnología permite tomar decisiones óptimas en tiempo real, lo que aporta una ventaja competitiva importante.

Por dónde empezar a implementar el data driven

Con el avance de la digitalización cada vez hay más herramientas accesibles para el análisis avanzado de datos. Por tanto, para adoptar este tipo de cultura empresarial, el primer paso será la transformación digital de la empresa.

Lo cierto es que no hay que ser una organización nativa digital ni necesariamente grande para conseguirlo, sino que está también al alcance de la pyme. Se trata de un proceso en el que hay que tener en cuenta diversos elementos en torno a los datos de la empresa:

  • Arquitectura.
  • Captación y gestión.
  • Gobernanza.
  • Análisis.
  • Visualización del dato.

Beneficios

Todo esto, sin duda, traerá numerosas ventajas a cualquier organización, como las siguientes:

  • Mejora de los ingresos, ya que tiene impacto directo en las ventas y gestión de precios.
  • Optimización de recursos.
  • Reducción de costes.
  • Mayor personalización.
  • Mejor toma de decisiones.
  • Eliminación de errores.
  • Generación de contenidos relevantes.
  • Mejorar la experiencia de usuario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *